Ruff-Stuff

Queen of the Clouds

Tove Ebba Elsa Nilsson —conocida solamente como Tove Lo— cumplió 27 años la semana pasada, y hace poco más de un mes estrenó su primer LP, esta compositora sueca ha participado en discos tan variados como Icona Pop, Lea Michelle, The Saturdays o Cher Lloyd. Además abrirá el concierto de Katy Perry en el paso por Australia y Nueva Zelanda de su Prismatic World Tour.

En 2012 lanzó el EP Truth Serum con la firme determinación de ser una influencia en el pop actual, destacándose entre sus compatriotas como Avicii, Loreen, Icona Pop —coautora en 2 canciones de su primer disco —  principalmente por sus letras vicerales y personales.

El disco está dividido en tres partes: The Sex, The Love, The Pain a manera de la evolución del amor. Un concepto que, si bien no se trata de una exploración profunda, agrupa las canciones en las etapas del una relación.

En la primera parte cuenta un encuentro en la pista de baile (My Gun), el escenario de seducción de para una mujer determinada que se niega a aceptar los estereotipos de “ser fácil”, siguiendo con la confesión de su preferencia por hombres menores (Like Em Young) seguido de una explosión sexual (Talking Body) donde el cuerpo es lo que importa y seguido de darse cuenta de que la relación es efímera (Timebomb).

Dejo una muestra de Talking Body de la primera parte, basta imaginarse en la pista de baile siguiendo el ritmo de las siguientes líneas:

Now if we’re talking body
You got a perfect one so put it on me
Swear it won’t take you long
If you love me right, we fuck for life
On and on and on

Al abordar la parte del amor comienza por una introspección y autoafirmación con una canción que comienza lentamente y va tomando fuerza (Moments), seguida de una declaración de amor (The Way That I Am), una pieza tranquila sin demasiados artificios (Got Love)  para terminar con una pieza con un tono suplicante que, a pesar de su letra y obvia referencia a las drogas, incluso podría calificar de cursi

Una canción de amor que estaba incluída en su EP: Not on drugs

Las separaciones nunca son fáciles, se comienza con una sensación de que algo se desvanece como en “Thousand Miles” cuya pesada atmósfera es un signo del final, sin dejar de romper con cierta fuerza rítmica —aunque a ratos repetitiva, pero nada que no esperemos— seguido de su sencillo más famoso (“Habits”), una especie de resignación (This Time Around”) , una despedida (Run On Love”) y quizá un par no tan conectadas, ni en concepto o en su formato musical (“Love Ballad” y “Crave”)

Y la canción más famosa interpretada en vivo invitándonos a permanecer en un estado paticular.

Es una recomendación para una noche en ese estado de ánimo.

Tovelo_vevo[4]

 

Previous post

REFLEJOS // APARICIONES

Next post

FW: Hola Bernardo Quesney

BrujoPost

BrujoPost

Brujos postergado, hijo predilecto de la Ciudad de México, ahora en el exilio (São Paulo)